La relación LIBRA-LIBRA

Resultado de imagen para imágenes de parejas

Cuanto más envejecen los Libra, más sabios se hacen. Después de desempeñarse como juez y jurado, y de sopesar decisiones optando entre el sí y el no, lo bueno y lo malo, el detenerse y el seguir, miles de veces, una persona empieza a confiar gradualmente en lo que hace. Se necesita práctica. Los hombres y las mujeres (y los niños) Libra nunca simulan saber lo que ignoran, como tienden a hacerlo algunos otros signos solares. Preguntan. Deliberan. Discuten. Si dudan, confiesan francamente: «Dudo». Los obsesiona la compulsión moral de hacer lo justo, y no lo injusto. Cuando hacen algo que consideran moralmente incorrecto, les remuerde tremendamente la conciencia. Por eso, cuando un Libra por fin dice algo, la gente cree que es de fiar, y el noventa por ciento de las veces, lo es. Por ejemplo, todos los soldados y oficiales de las fuerzas armadas que nacieron bajo el signo solar Libra piensan sinceramente que tienen una justificación para segar vidas humanas, y no interpretan la guerra como un asesinato sino que se ven a sí mismos como héroes y patriotas, que defienden una causa noble. A veces tienen razón, a veces no la tienen, pero siempre creen que la tienen, y sólo llegan a esta conclusión después de reflexionar debidamente. Una Libra que sea actriz de cine porno o modelo de Playboy habrá sopesado las circunstancias igual que sus hermanas Libra menos exhibicionistas, y habrá encontrado razones que ella considera lógicas e incluso morales para justificar su decisión de provocar y excitar sexualmente con su cuerpo a personas desconocidas, a cambio de dinero. Habrá sopesado todas las alternativas, y habrá decidido que los beneficios económicos que cree necesitar para un ensueño secreto compensan de alguna manera la situación. Algunas de sus justificaciones contendrán una dosis de razón, y otras no serán más que una forma de autoengaño, pero pueden estar seguros de que las habrá pesado seriamente a todas en la Balanza de Libra antes de tomar una decisión.

Esto es lo que hace tan adorables a los Libra. Sus errores de juicio pueden ser grandes o pequeños, pero uno siempre sabe que se esforzaron sinceramente por hacer lo que es correcto y justo… y esforzarse nunca es menos que una virtud cuando el esfuerzo es sincero, como lo es, indefectiblemente, en el caso de Libra. Desgraciadamente, es posible que otras personas no lo interpreten así. Otros signos solares siempre acusan falsamente a los Libra de no ser fiables, de no hacer el martes lo que prometieron el lunes. Por eso a menudo se sienten más cómodos cuando tratan entre sí. Por lo menos, dos Libra generalmente se reconocerán el uno al otro el mérito de la nobleza de intenciones, cualesquiera que sean sus discrepancias personales, de las que tendrán una cuota más alta que la «justa». No obstante la vacilación de un individuo Libra, el otro (o la otra) Libra capta comprensivamente que cuando el primero toma finalmente una decisión, procura llevarla a cabo con una tenacidad de la que nada que no sea un cañonazo podrá disuadirlo. Cada Libra sabe que la decisión del otro Libra es inconmovible, una vez que se ha consolidado. Quiero decir, en realidad, ¿qué podría ser más lógico que esto? Antes de consolidarse es como la arcilla, y cambia fácilmente de forma… hasta que está definitivamente moldeada. Entonces la decisión entra en el horno del alfarero para esmaltarse y nunca deja de salir dura y consistente, resistente y perdurable.

Dos Libra del mismo sexo o de sexos opuestos, adultos o niños, pasarán mucho tiempo juntos conversando. Todos los temas serán cautivantes en razón del elemento lógico, intelectual, que Libra aporta al análisis. Algunas conversaciones girarán en torno de cuestiones vitales de actualidad relacionadas con la política, la ecología y así sucesivamente; y otras girarán en torno de asuntos minúsculos, intrascendentes, como cuando se pregunten cuál es el tipo de cuerdas que conviene colocar en una guitarra o una raqueta de tenis, o si es mejor dejar la ventana abierta o cerrada por la noche, mientras uno duerme. Yo misma les resolveré este último dilema. Abierta. Sin ninguna duda, abierta. Sobre todo en el caso de Libra, porque todos los signos de Aire suelen tener mala circulación, y deben respirar aire fresco mientras duermen porque de lo contrario nunca conseguirán una salud estable ni llegarán a ser longevos. Pero en una discusión entre estas dos personas regidas por Venus lo importante no es el tema, ni saber quién gana y quién pierde. Lo importante para los Libra es la emoción de un debate intelectual, que los estimula recíprocamente y que fortalece sus mentes, como un tónico. Sus intercambios verbales generalmente terminan de todas maneras en un empate, a diferencia de lo que sucede cuando polemizan con otros signos solares. Cada uno toma inicialmente una posición, y a medida que pasa el tiempo empieza a modificarla, hasta que al promediar el debate truecan posiciones y dejan totalmente perplejos a los espectadores. Durante todo este tiempo, los dos adversarios Libra disfrutan inmensamente. Mientras a estos dos individuos les concedan un lapso razonable para discutir entre sí y llegar a una conclusión, no sufrirán ningún trauma. Sólo cuando otros signos solares los urgen a tomar decisiones sus balanzas se desequilibran, y les causan más lesiones mentales, emocionales y físicas que las que cualquier otra persona —que no sea un Libra— podría imaginar.

Resultado de imagen para gifs de parejas

Cualquier persona regida por Venus que se sienta acosada simultáneamente por varios problemas, cada uno de los cuales reclama su atención prioritaria, puede llegar al límite de su resistencia. Un excelente ejemplo de la capacidad de Libra para aferrarse a una decisión, una vez tomada, la encontramos en la asombrosa fuerza de voluntad del Mahatma Gandhi de la India para conservar su fe tenaz en la resistencia pasiva como único medio para emanciparse de la tiranía y para lograr una paz perdurable. El sistema de castas de su país era una afrenta a su espíritu Libra de justicia, tal como lo demostró dramáticamente al adoptar a la hija de un «intocable». Libra y Libra tienen en común algo más que sus respectivos hoyuelos y sus sonrisas de oreja a oreja, sus indecisiones y su preocupación por la justicia. Es probable que una oficina, un aula, una tienda o un hogar donde vean a estos dos flotando en sus nubes rosadas o volando en sus helicópteros, esté decorado con gusto, preferentemente con tonos claros, o por lo menos con una combinación de colores apagados armónicos, pues de lo contrario no permanecerán mucho tiempo allí. Tampoco estarán cómodos en medio de ruidos fuertes o discordantes. Muy pocos Libra son obreros de la construcción, no sólo porque los aturde el estruendo de los remaches y de cosas parecidas, sino también porque la influencia de Venus les hace rehuir las ropas sucias. Toda forma de suciedad les resulta estéticamente chocante. La fealdad de cualquier tipo altera rápidamente él equilibrio de Libra. Un conductor de ambulancias Libra será inevitablemente un hombre muy desdichado, si se piensa en el estridente ulular de las sirenas y en la naturaleza de su trabajo. Súmense las sirenas y las faenas de los policías y bomberos a la lista de actividades vedadas a los Libra. Cualquier Libra implicado en estos oficios ya debería estar planeando un cambio a la mayor brevedad. Cualquiera que sea su sexo, su edad o su condición social, Libra necesita reclinarse periódicamente en una pila de mullidos cojines y escuchar música de cuando en cuando, para restaurar la armonía del alma.

Uno de los problemas desconcertantes que atormentarán a dos Libra en cualquier tipo de asociación será el síndrome metabólico. Se trata de lo siguiente: Cuando una persona Libra está correctamente equilibrada, su sistema de vida consistirá en períodos iguales de lo que algunos malintencionados injustos llaman pereza, pero que en realidad es una extenuación que necesita descanso… siguiendo a eclosiones agotadoras de vigor y energía. Libra trabajará como una acémila, febril, eficiente y silenciosamente, durante mucho tiempo… y después cambiará súbitamente de marcha y entrará en un largo trance de letargo hipnótico, durante el cual (¡créase o no!) incluso hablar implicará un esfuerzo. En dichas circunstancias los Libra a duras penas pueden abstenerse de guardar cama. Pero estos períodos letárgicos no deberían producirles remordimientos, porque sólo significan que la balanza fisiológica exige volver a su punto de equilibrio. Es necesario recargar las baterías mediante el descanso total en una atmósfera serena y sosegada. Si el Libra no puede proceder así, sino que lo obligan a trabajar, a mezclarse con la gente, y así sucesivamente, será tan antipático, desgraciado y sencillamente intratable, que todos empezarán a preguntarse si la astrología no se equivoca al definir a estas personas como almas pacíficas y mansas, dotadas de un temperamento apacible y modales delicados. No me culpen a mí. Yo siempre les he advertido que los Libra son verdaderos cascarrabias cuando sus cuerpos y sus mentes no disfrutan del descanso adecuado cuando lo necesitan y lo reclaman.

Pero lo importante de todo esto es que, cuando se juntan dos Libra, éstos deberán hacer un gráfico de sus períodos de «empuje y repliegue», y deberán rogar que se manifiesten en momentos distintos. Por ejemplo, que cuando un Libra esté exhausto, decaído y letárgico, el otro pase por su etapa «eufórica», o sea que esté suficientemente animado como para atender, consolar y mimar al primero. Y, naturalmente, a la inversa. Si sus períodos de altos y bajos coinciden, es posible que uno de los Libra intente «revertirse», por así decir, para compensar los cambios de humor del otro Libra… porque estos dos no pueden aspirar a ser compatibles si sus metabolismos no están así compensados. Imaginen una escena en la que dos Libra están eufóricos, escribiendo vehementemente poemas, limpiando armarios, fregando pisos, paseando al perro, lustrando el auto, bañando el bebé cada cinco minutos, brincando alegremente con sus cuatro pies desnudos en tinas llenas de uvas para fabricar vino, cantando continuamente… ostentando esas sonrisas deslumbrantes hasta que en la casa hay tanta luz que se borran los colores de las cortinas y los muebles (que ya eran tenues antes de borrarse)… adelantando su trabajo hasta completar el de los meses próximos, bailando y retozando y desarrollando, en general, un auténtico frenesí de actividad perfumada, poderosa, vital… pedaleando en bicicleta y en triciclo, practicando jogging, saltando, tomando baños de sol, nadando, ganando… chisporroteando durante toda la noche y todo el día. El solo pensar en ello basta para fatigar a los débiles de corazón.

A continuación, imaginen a estos dos mismos Libra compartiendo un período de depresión, al unísono. Ahí los tienen, tristemente sincronizados, paseándose como zombis, aturdidos y débiles, con los ojos vidriosos, todo lo irritables que puedan estar, cometiendo errores en sus cuentas, contestándole de mala manera al jefe en el trabajo, cruzando peligrosamente la calle sin mirar, apáticos, incapaces de sonreír, pálidos y frágiles y desvaídos… ambos atravesados sobre el acondicionador de aire, o tumbados en el suelo, sumidos en una especie de estupor, sin poder moverse ni hablar, como marionetas impotentes a las que les han cortado bruscamente los hilos. ¿No es desolador imaginarlo? Pinto estos cuadros con gruesos trazos del pincel planetario, pues tengo la esperanza de sobresaltar a los dos Libra que leen este capítulo para hacerles comprender cuán importante es que traten de complementar sus metabolismos si planean pasar mucho tiempo juntos. Así, podrán echarse recíprocamente una mano, con una especie de estímulo samaritano del espíritu. A Libra se lo conoce en astrología por el nombre de El Pacificador, y una de las características más bellas de dos Libra es que poseen la maravillosa habilidad de apaciguar recíprocamente sus mentes y sus corazones. Del seno de Venus brotan eternamente la esperanza y el optimismo. Los Libra sentimentales piensan en términos de poesía, arte y música, y por ello sus pensamientos tienen alas, con el poder de remontarlos hasta firmamentos cada vez más altos desde los más tenebrosos infiernos. Aunque estas personas se juzgan severamente a sí mismas, sin admitir alegatos favorables, no imponen su sentido de la moral a los demás. Libra dicta implacablemente el fallo de la Verdad y la Justicia, y después Venus le aconseja afablemente que deje la- sentencia en suspenso… que conceda al reo contrito y al culpable afligido su libertad… y otra oportunidad… despertando el eco débilmente recordado de una frase compasiva: No juzguen, para que no sean juzgados. Así es como la Balanza de Libra mide la debilidad humana y los anhelos mortales… cuando están equilibrados.

Adaptación de Linda Goodman

Si deseas un análisis de tu relación de pareja puedes escribirme y solicitar una consulta.

Amada Astral

 

Sinastría de Almas

La Sinastría de Almas: esta nueva Sinastría incluye todos los asteroides del amor que la hacen más profunda y completa. Valentin (447) Adorea (268) Niño (4580) Juno (3) Alma (390) Karma (3811) Amor (1221) Unión (1585) Destino (6583) Compañero (8490) Caballero (29391) Cupido (763) Lujuria (4386) y más. También analizamos si se trata de relaciones de almas o llamas gemelas o afines como Eros y Psique, Orfeo y Eurídice, Zeus y Hera. O se trata de relaciones tóxicas o kármicas a través de Nessus y Deyanira, Plutón y Perséfone, Eco y Narciso, Asmodeo Y lilith como las parejas mitológicas. Esta es una gran oportunidad para que conozcas las fortalezas y debilidades de tu relación y saber si se trata de un vínculo predestinado.

$75.00

 

 

Sinastrías de Pareja

La sinastría o análisis de compatibilidad, es el estudio comparativo de dos o más cartas natales, cuyo objetivo es interpretar y comprender la dinámica de una relación ya sea esta de amistad, pareja, familiar, sociedad u otra. Con ella podemos conocer tanto sus fortalezas como las debilidades.

$64.00

 

 

Consulta especial del amor

En esta consulta analizamos todos los aspectos astrales y del tarot que puedan ayudarte a comprender tu relación o tu situación sentimental actual.

$54.00

 

 

Tarot del amor y de la relación

En esta categoría te ofrecemos varias tiradas de tarot para revisar tu relación sentimental o lo que esa persona especial siente o piensa de ti.

$33.00

 

Carta Compuesta de la relación: método de los puntos medios

$54.00

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.